Chayote, kilo

kilo $36.00 /kg

Producto agroecológico.

Cultivado por pequeños productores en los Municipios de Ahualulco del Sonido y Mexquitic de Carmona, San Luis Potosí.
Ejidos participantes: Mexquitic, Las Moras, Corte Segundo y De la Cruz.

Los pedidos se surten con un 90% de precisión ya que se trata de agricultura no industrializada, agradecemos su comprensión.

Producto fresco, únicamente sobre pedido:
Cierre: Miércoles de cada semana.
Entrega: Sábado de cada semana.

Limpiar

Descripción

Excelente fuente de fibra, vitamina B2, hierro y potasio.
Ideal para perder peso, combatir el estreñimiento, regular el colesterol y la presión arterial, así como para prevenir la anemia.
Ya sea horneado o hervido, el chayote es ampliamente utilizado en guisos, caldos, ensaladas y todo tipo de preparaciones.

¿Qué es el chayote?

La palabra chayote proviene del náhuatl “hitzayotli”, que significa calabacita espinosa.
Es una hortaliza carnosa, jugosa, con sabor tenue, de la familia de las cucurbitáceas y con una semilla muy sabrosa.
Tiene forma ovalada y es generalmente de color verde en diferentes tonos.
Dependiendo de la variedad pesa entre 200 gramos y 2 kilogramos.

La planta en la que crece es una enredadera con guías que rebasan los 6 metros de largo, sus hojas son en forma de corazón y ásperas, las cuales miden entre 10 y 15 centímetros.  Además del fruto, también se aprovechan sus guías, sus hojas y su raíz llamada chinchayote o cueza. Es originario del sur del país y el norte de Centroamérica, pero se considera que México es centro de origen y domesticación de esta hortaliza. En los mercados de México se encuentran tres tipos de chayotes: el común, el erizo y el blanco.

El chayote común es de color verde claro, de piel delgada y carne verde blanquecina de sabor suave. Se le encuentra a lo largo del año en todo el territorio nacional, por lo cual es el más usado de los tres.
El chayote erizo es de color verde oscuro con piel gruesa cubierta de espinas. Su carne es verde oscuro, ligeramente más clara que la piel, su sabor también es suave, pero con más carácter que el del chayote común. Es más grande que el chayote común y su peso generalmente rebasa los 500 g. Se encuentran en muchas regiones de México, aunque es más frecuente en los estados del centro del país, llegándose a desconocer en otras regiones.
El chayote blanco es de color amarillo pálido y pequeño, pues no rebasa los 12 cm de largo. Se vende cada vez con más frecuencia en los mercados del centro del país, pero no es muy utilizado en la cocina regional. Dado que el chayote en una hortaliza de mucha demanda, en nuestro país se cultiva en grandes cantidades, siendo la región golfo centro líder en la producción de la variedad cáscara lisa sin espinas.

¿Qué nutrimentos y beneficios aporta?

El chayote es un alimento con pocas calorías y una excelente fuente de fibra, por lo cual es ideal para perder peso. Su alto nivel de agua lo hace ideal para combatir el estreñimiento.  Al carecer de grasas saturadas, el chayote ayuda a nivelar y controlar el colesterol del cuerpo. Su alto contenido en vitamina B2 y hierro estimulan la producción de glóbulos rojos para prevenir o combatir la anemia. Y regula la presión arterial al ser buena fuente de potasio.

¿Cómo se recomienda consumirlo?

Ya sea horneado o hervido, el chayote es ampliamente utilizado en guisos, caldos y todo tipo de preparaciones. Únicamente no se recomienda consumirlo frito o capeado.
Por lo regular, se come la fruta, pero también se pueden aprovechar sus guías y hojas en sopas, ensaladas o guisos.

 

Información adicional

Peso N/D
Cantidad

Medio, Kilo